5 razones para seguir a… Tom Glynn-Carney



Que 'Dunkerque', el nuevo proyecto de Christopher Nolan, esté siendo un éxito rotundo en taquilla es algo que no dudábamos. Nolan nos ha regalado una bonita cinta en el que el lema "Sobrevivir es vencer" ya se nos ha quedado grabado tanto en la retina como en el corazón. No obstante, el director también ha dado de qué hablar con su elección de casting y es que no es para menos. Dejando de lado un poco la jerga profesional y poniéndome ahora en la piel de una fan-girl, he de admitir que el cast de la nueva película de Nolan es rompedor. 

Fionn Whitehead, Tom Hardy, Cillian Murphy… Hombres sexys everywhere. Por supuesto, Nolan no solo contrató a actores veteranos para hacer de su nueva cinta todo un aclamo sino que también hay muchos novatos que van a saltar a la fama por esto. Uno de ellos es el británico Tom Glynn-Carney a quien ya se le conoce por ser el nuevo Leonardo DiCaprio. ¿Queréis saber más sobre él? ¡Seguid leyendo! :D.



1. COMIENZOS


Tom estudió arte dramático en la Escuela de Música y Drama de Guildhill. Mientras cursaba sus estudios, participó en las adaptaciones teatrales de Peter Pan y Macbeth. Su primera experiencia en televisión fue en 2013 cuando tuvo un papel en dos episodios de la serie 'Casualty'.

Desde mayo de 2017, Glynn-Carney actúa en la obra teatral 'The Ferryman', dirigida por Sam Mendes, en el West End de Londres. Cinematográficamente hablando, su primera película ha sido 'Dunkerque', dirigida por Christopher Nolan, donde el actor británico interpreta a Peter, hijo del capitán de un barco civil (Mark Rylance) que navega para rescatar a soldados británicos de la ciudad de Dunkerque.


2. TALENTO NATURAL


Tom Glynn-Carney es un apasionado de la música. Su instrumento favorito es la guitarra y ya se han podido ver varias fotos de él por Internet tocando dicho instrumento. Sin embargo, el actor no solo se conforma con eso sino que también sabe cantar, bailar, tocar la percusión, el ukelele, juega al football, al rugby, al golf, al tenis, al cricket y, por último, también hace surf y ciclismo. Vamos, toda una joya multitarea. 


3. DE MENTE ABIERTA


Se nota que Tom es uno de esos actores a los que les ves y sabes de inmediato que no se le va a subir la fama a la cabeza (o eso esperamos y deseamos). De hecho, el británico es de mente muy abierta y está constantemente en contacto con sus fans por las redes sociales. Desde Twitter hasta Instagram, de apenas tener seguidores, tras el estreno de 'Dunkerque', el actor los ha ganado a patadas. Eso sí, ha tenido que lidiar, en más de una ocasión, con los abusos de alguna que otra fan loca seguidora del cantante Harry Styles, quien también actúa 'Dunkerque'. Aun así, el británico no pierde la sonrisa y siempre sabe lidiar con cada situación de la manera más neutral y agradable posible. Y si no que se lo pregunten a su padre en la ficción (Mark Rylance).






4. ¿SOLO BRITISH?

Antes hemos hablado de que Carney tiene muchas habilidades, sin embargo, para ser actor no solo tienes que ser bueno en algo físicamente sino que también lo tienes que demostrar con palabras. A pesar de ser británico de pura cepa (el actor viene de un pueblo de la Manchester profunda), Tom es capaz de hablar en inglés en más de 15 acentos distintos, incluyendo el australiano, el galés y el escocés. Si ya no nos podía sorprender más, sin duda alguna, lo ha conseguido.


5. FUTURO

A pesar de que acaba de empezar y tiene todo un gran futuro por delante, Tom Glynn-Carney ya puede decir que 'Dunkerque' le va a traer mucha suerte en los próximos meses. Como ya se ha dicho anteriormente, el británico está ahora mismo en el West End en la obra 'The Ferryman', la cual ha aumentado su programación hasta principios del año que viene. También se le puede ver en la serie 'The Last Post' y en un futuro en algún que otro proyecto de época. Eso sí, no descartamos seguir viendo a Carney en el escenario porque es puro talento. Desde Los Lunes Seriéfilos, le deseamos lo mejor, aunque estamos seguros de que le va a ir muy bien.

COMENTARIOS