5 razones para seguir a… Kenneth Branagh



Nos gustaría acabar el mes de Junio dedicándole el post de 5 razones al gran actor, director, productor y guionista Kenneth Branagh, cuyo nombre a muchos les sonará a chino, sin embargo, para otros es ya conocido como uno de los más grandes del cine clásico y contemporáneo. Su "To be or not to be" en 'Hamlet' se nos quedó grabado en la retina y ahora es muy difícil quitarnos a este irlandés de la cabeza. ¿Os atrevéis a seguirle? Pues ¡seguid leyendo!


1. "I AIN'T NO BRITISH"

Kenneth Charles "Ken" Branagh es un actor, director, productor y guionista irlandés del norte de Belfast, Irlanda del Norte. A pesar de que el irlandés, con su sonrisa radiante, su mirada penetrante y sus encantadores gestos y modales, pueda dar pie a que la gente piense que proviene del barrio más pijo de Londres, en realidad, el señor Branagh es de un barrio muy humilde del norte de Irlanda. Después de escapar de la pobreza durante su infancia en Belfast, éste se trasladó a Londres a muy temprana edad (de ahí que todo el mundo piense que es británico de pura cepa) y estudió en la Real Academia de Arte Dramático, llegando a trabajar en la Royal Shakespeare Company donde conoció a su mentor, Derek Jacobi.


2. "SHAKESPEAREAN" HASTA LA MÉDULA

A la edad de 23 años, Branagh se convirtió en el actor más joven en encarnar el papel principal de Enrique V escrito por William Shakespeare. Su adaptación cinematográfica de 'Hamlet' (1996) fue la primera en usar el texto completo del propio autor. Branagh obtuvo su cuarta nominación al Oscar al Mejor Guión Adaptado, pero la película no hizo muy buenos números en taquilla. A pesar de este minucioso error, el irlandés ha confesado que es un amante incondicional del escritor inglés y que siempre que tiene oportunidad interpreta cualquier cosa que éste haya escrito por pequeña que sea. 


3. VIDA PRIVADA

Afortunadamente, Kenneth no es uno de esos actores, escritores, directores y productores conocidos por llevar un estilo de vida demasiado extremo, pero si es verdad que cuando se indaga un poco más en la suya podemos encontrar alguna que otra curiosidad. Después de que su matrimonio con la también conocida actriz Emma Thompson terminase en 1995, Branagh empezó una relación con Helena Bonham Carter (¿quién lo iba a decir?), a quien dirigió en 'Frankenstein' de Mary Shelley. La relación con Carter duró 5 años y actualmente el actor se encuentra en una maravillosa relación con su actual esposa Lindsay Brunnock con la que llega nada más y nada menos que catorce años. Sin duda, la envidiamos muchísimo.






4. NO A LAS POMPOSIDADES

Kenneth presuntamente rechazó el nombramiento de Comandante de la Orden del Imperio Británico (CBE) en 1994. Actualmente, se une a la lista de un creciente grupo de celebridades que han declinado diversos honores británicos, incluyendo a David Bowie, John Cleese, Albert Finney y Vanessa Redgrave.

Por supuesto, nadie rechaza ver a la Reina dos veces, así que, en 2012, Branagh fue nombrado caballero por sus servicios en Irlanda del Norte para la comunidad de artes escénicas. Recibió dicho galardón en el Palacio de Buckingham.


5. RECONOCIMIENTO Y FUTURO

Kenneth es el primer hombre en ser nominado en cinco categorías diferentes de premios de la Academia. Las nominaciones han sido como Mejor Director y Mejor Actor en 'Henry V' (1989), Mejor Cortometraje para 'Swan Song' (1992), Mejor Guión Adaptado para 'Hamlet' (1996) y Mejor Actor Secundario en 'Mi semana con Marilyn' (2011).

Branagh es también uno de los ocho actores que han sido nominados a los Oscar por actuar, escribir y dirigir. Los otros siete son John Huston, Orson Welles, Woody Allen, Warren Beatty, George Clooney, John Cassavetes y Roberto Benigni.

Este año podremos verle en dos nuevos proyectos: 'Dunkerque' de Christopher Nolan, la cual se estrena el próximo 21 de julio, y 'Asesinato en el Orient Express', la cual protagoniza y dirige y se estrena a finales de año. Estamos casi seguros de que en los próximos meses le seguirán lloviendo premios porque no hay nadie que se los merezca más.

COMENTARIOS