loslunesserifilos

Crítica: "Mr. Holmes" (2015), de Bill Condon

"Ian Mckellen nos ofrece una visión más humana y realista del clásico personaje creado por...



"Ian Mckellen nos ofrece una visión más humana y realista del clásico personaje creado por Conan Doyle. Una historia "sobre" Sherlock Holmes y no "de" Sherlock Holmes."

Bill Condon después de pasarse por la saga de vampiros de Kristen Stewart y Robert Pattinson y la malograda "El Quinto Poder", vuelve a trabajar con Ian Mckellen, actor con el que ha recibido sus mejores criticas ("Dioses y Monstruos" 1998) para llevar a la salas de cine la novela de Mitch Cullin sobre los últimos años de Sherlock Holmes.

Sherlock Holmes, retirado de la vida pública y de su oficio como detective, vive su vejez en un remoto pueblo de la campiña inglesa en una casa, atendido en todo por la Sr. Munro y su hijo pequeño, Roger. A través de su relación con éste, Holmes busca luchar contra su senilidad y su pérdida de memoria para recordar su último caso, "Sherlock Holmes y la Dama de Gris", en la creencia de que Watson no se ajustó a la verdad a la hora de escribirla, con el propósito de enmendar los fallos de Watson y explicar lo que realmente pasó.

Ian Mckellen es el principal pilar del film
El paso del tiempo, envejecer, la nostalgia, estar en los que probablemente serán nuestros últimos años en este mundo nos invita a reflexionar sobre nuestra propia existencia. El temor a que nuestro principal enemigo, el tiempo, nos gane la batalla antes de tiempo no consiguiendo resolver aquellas incógnitas que asolan nuestra vida y que nos perturban día a día, con el propósito de dejar una huella de nuestra existencia antes de que el tiempo nos olvide por completo.

Ian Mckellen nos regala una interpretación soberbia donde estos temas son tratados. Consigue humanizar un personaje que debido a los últimos productos visuales (tanto en formato de serie de TV como en cine) teníamos una concepción y presencia muy clara. Aquí lo importante no es el misterio que se plantea, sino el personaje en si, nos encontramos con un Sherlock Holmes en plena decandencia física y mental, al que los años le empiezan a pasar factura convirtiéndole en una persona melancólica y cuya senilidad amenaza con hacerle perder su memoria, uno de sus mayores miedos. Aun así todavía muestra en varias ocasiones su intelecto brillante superior característico de su persona. Ian Mckellen nos muestra así una nueva faceta de este personaje, su alma, donde algunos expertos vaticinan como una de las nominaciones a mejor interpretación en la próxima gala de los Oscar.

El desarrollo de la película se sustenta en tres bases: el retiro de Holmes en la casa de campo donde establece una relación especial con el hijo de su ama de llaves. El primero consigue superar ese aislamiento al que se había sometido y volver a abrir sus sentimientos y el segundo descubre una figura paternal de la que carecía. La otra base son una serie de flashbacks donde Holmes narra ese último caso cuyo desenlace fue la causa de su exilio y la tercera base es un viaje que Holmes realiza a Japón en busca de una planta cuyas propiedades pueden ayudarle a recuperar sus recuerdos y evitar esa perdida de memoria.


Roger provoca que Holmes demuestre que tiene sentimientos
Un film donde la huella de su director, Bill Condon, está muy palpable, es decir, va de menos a más según van pasando los minutos. La narración es bastante pausada, llena de escenas lentas y planos cortos de mucho diálogo con la firme intención de que lleguemos a empatizar con Holmes sintiendo esas inquietudes que le perturban desde hace tiempo. Esto se hace muy evidente sobre todo en la primera parte del film que aunque la narración parta desde tres bases con muchas posibilidades a priori, parece que el guión naufraga por momentos si llegar a encontrar un rumbo fijo ya que no se profundiza de verdad en ninguna de ellas. Aun así llega un punto de encuentro donde tanto el film como el espectador llegan a una comprensión mutua, disfrutando del resto del viaje, lleno de nostalgia y soledad llegando a un desenlace que emociona al espectador.

La fotografía y escenografía está muy bien cuidada, mostrándonos bellos parajes de la campiña inglesa de manera limpia y meticulosa. Todo ello acompañado de una Banda Sonora compuesta por Carter Burwell bastante convincente que muestra su mejor parte en las escenas donde la mente analítica de Sherlock Holmes muestra toda su brillantez.


Pese a su vejez, la mente de Holmes sigue siendo brillante

En cuanto al resto del reparto lo más destacable es Laura Linney como el ama de llaves, cuyo papel supone otro pilar del film aunque muy poco complacido y Milo Parker cuya química con Ian Mckellen es muy tangible, regalándonos las escenas mas entrañables.

En conclusión, estamos ante un film bastante interesante que nos ofrece una visión diferente de un personaje que forma parte de la cultura popular, donde su mayor atractivo radica en las interpretaciones de los personajes. Un proyecto sencillo y complejo, distante y cercano a la vez. Un film "diferente" que aunque no termina de ser redondo vale la pena solo por ver el magnífico trabajo de Ian Mckellen.

Calificación: 7,5/10

Lo mejor: Ian Mckellen, las interpretaciones, la "humanización" de Sherlock Holmes, el ambiente de nostalgia, la fotografía, los momentos de brillantez de Sherlock Holmes.

Lo peor: desarrollo bastante pausado en algunos tramos, falta de profundidad y desarrollo en una de las tres bases de la historia, falta de progreso en algunos personajes secundarios.
Reacciones: 

Related

Sherlock Holmes 5610685820123706656

Síguenos

.

Translate

Ganador en la categoria Cine y TV de los Premios 20 Blogs 2013

Premios 20Blogs

Miembro de la junta de los 'Blogos de Oro'

Con la tecnología de Blogger.

Lo + leído de la semana

+ secciones


Seguidores

Territorio Podcast

ATMÓSFERA CERO PODCAST - EPISODIO 81

Archivo del blog

item