Viernes 13: los lunes oscuros "Byzantium" (2012), de Neil Jordan


Dirigida por Neil Jordan, director de Entrevista con el vampiro o la extraña que hay en ti entre otras.

“Eleanor y Clara, dos jóvenes mujeres vampiro, solas y sin dinero, abandonan el escenario de un crimen violento y llegan a una pequeña ciudad costera. Para conseguir dinero y refugio, Clara, siempre práctica, decide prostituirse. El tímido y solitario Noel se muestra dispuesto a proporcionarles alojamiento en el destartalado hotel Byzantium. (FILMAFFINITY)”

Premios  2013: Festival de Sitges, Sección oficial largometrajes a concurso

Quizá ha llegado el momento de asumirlo: no me llegan a convencer las películas de vampiros en donde la prioridad es intentar demostrar la profundidad y desdicha de estos inmortales. Y eso que me fascina encontrar la profundidad de todo lo que nos rodea, y por supuesto, en los largometrajes también. Sin embargo, tal vez sea porque no me la creo y no consigo empatizar ni con la historia ni con los personajes, y por eso prefiero que se centren en la acción antes que en su dura existencia y en su cansancio por llevar un camino sangriento.

Byzantium es otro intento de vampirismo serio - no es de extrañar si estamos hablando del mismo director de “Entrevista con el vampiro” – en el que, a pesar de que hay momentos en los que su lentitud se hace inútil e innecesaria, no quita que tenga buenos momentos.

Uno de los puntos fuertes de este filme es la voz en off de Eleanor, que nos va contando su historia, un tanto previsible, con buenos diálogos. También es un punto fuerte la interpretación, no obstante sin grandes lujos, de Saoirse Ronan y Gemma Arteton.



La fotografía llama la atención. Destacan los colores vivos, sobre todo el rojo, y nos deleita con algunos paisajes hermosos: el mar de fondo, ríos azules brillantes que después se bañan de un rojo sangre chillón…

Quizás ha llegado el momento de asumirlo: a lo mejor con el tiempo me llega a convencer este estilo peculiar de películas, no obstante, hoy no será el día…

Nota: 5’5

Lo mejor: La voz en Off

Lo peor: La lentitud

COMENTARIOS