Crítica: Annie (2014), de Will Gluck

Hoy he asistido al pase de prensa de Annie, gracias a Sony, así que aquí tenéis mi crítica SIN SPOILERS.

¡Disfrutad!





Annie (2014) es el remake del musical 'Annie', dirigido por Will Gluck, el cual relata la historia de una niña huérfana, la cual es adoptada por un rico financiero (Jamie Foxx). La historia transcurre, básicamente, en las calles de Nueva York.




Ya he mencionado más de una vez que a Hollywood, hoy en día, le encanta hacer refritos de todo. Parece ser que a la industria cinematográfica le sobra muchísimo el dinero, pero la falta de originalidad e ideas es también algo muy frecuente.

Annie cuenta la típica historia de la niña huérfana adoptada por el rico millonario que ya estamos todos cansados de oír y de ver. A pesar de su flamante superficialidad, lo único asequible a destacar de este nuevo remake quizá sea que éste transcurre en la tan (mi) amada Nueva York y, a su vez, la banda sonora es bastante pegadiza.

Sin embargo, si hacemos hincapié a las interpretaciones, así como a su guión... Sinceramente, no hay por dónde coger el proyecto. Por supuesto, tampoco hay que pasar por alto los constantes errores de continuidad, los cuales son demasiado cantones a medida de que transcurre cada escena.




En resumen; un proyecto entretenido sin más, cuya historia es de lo más predecible y pasará desapercibida en la industria cinematográfica. 

----------------------

1. LO MEJOR: las interpretaciones de Wallis y Foxx, Nueva York como localización y, en todo caso, la banda sonora (aunque tampoco sea para tirar cohetes).

2. LO PEOR: quitando lo que he dicho, básicamente, todo. A destacar los fallos de guión, historia predecible, montaje desastroso y una Camerón Diaz a la que no queremos volver a ver en un futuro. 

NOTA: 6/10

COMENTARIOS