loslunesserifilos

Review Nashville 3x06- "Nobody said it was going to be easy"

Se acerca la gala de los CMA (los Country Music Association, lo que vendrían a ser los Oscar del...


Se acerca la gala de los CMA (los Country Music Association, lo que vendrían a ser los Oscar del género, vamos) y, como todos sabemos, los personajes de la serie son aproximadamente el 75-80% de toda la industria de la ciudad, así que son varias las nominaciones que reciben nuestros protagonistas, especialmente Rayna y Luke, que están nominados a prácticamente todo: mejor disco, mejor artista del año, mejor artista masculino y femenino, respectivamente; mejor canción y a evento del año (por "Ball and chain") 


Will está nominado como artista revelación, igual que Sadie Stone. Juliette se ha visto perjudicada con tanto escándalo y tiene que conformarse con la nominación a mejor canción junto a Avery por ese temazo que es “Don´t put dirt…”, categoría en la que también estará Gunnar por su "Ball and Chain". Y porque Scarlett tuvo la catarsis, Deacon anda puteado y todavía no ha despuntado demasiado como solista y las hijas de Rayna aún son jóvenes, que si no la única que iba a ver los CMA desde casa iba a ser Zoey. Aunque no lo quieran, esto va a generar conflicto entre Rayna y Luke, ya que ambos quieren ganar. Por ahora mucho jijijaja, pero la cosa no va a tardar en cambiar. Sobretodo porque a Rayna no le hace ninguna gracia que digan que se ha visto beneficiada por su relación con Luke de cara a los premios.

Pero de momento tienen otras cosas de las ocuparse (aparte de promocionar su campaña para los premios, como hace Rayna con su participación en el programa "Dancing with the stars", y es que cualquier galardón le va a venir bien a Highway 65, o Luke cantando con Sarah Evans). Y es que Teddy decide salir a cenar con Jeff y Natasha, la chica de la otra noche, dejando solas a Maddie y Daphne. Cuando ya es un poco tarde descubre que Natasha es en realidad una señorita de compañía (de alto standing, eso si). Teddy se siente humillado, pero aún así va a seguir con ello. ¿Se aprovechará Jeff chantajeándole con algún posible escándalo? No nos extrañaría. 

La noche de fiesta de Teddy hace que Maddie tenga que llevarse a su hermana a sus planes con Colt, el hijo de Luke, y para hacerse la guay decide celebrar una fiesta en su casa. Fiesta que acaba siendo un desastre, con Maddie besando a Colt (que parece que tiene algo de sentido común y la aparta) y con Daphne llamando a la policía. Esto hace que Rayna, Luke y Deacon ponga rumbo a Nashville para tratar el tema con sus respectivos hijos. Teddy y Rayna deciden ponerle una niñera a sus hijas para que estén más controladas, y le exigen más responsabilidad a Maddie, especialmente de cara a su hermana pequeña.

Deacon ha tenido momentos de dudas en este capítulo, ya que no se ha atrevido a presentar su nueva canción en la gira. Parece que el público está percibiendo el escaso interés de Deacon de estar allí, y se lo está haciendo notar. Y Pam tiene razón en eso: ya que está allí, más vale que lo aproveche de alguna manera en beneficio personal.


Juliette se recupera de la crisis que sufrió en el escenario, pero va a a tener que dejar la gira, ya que tanto esfuerzo le puede pasar factura. Lo que no se espera es que Avery, avisado por Zoey, vaya a visitarla. No obstante, eso tampoco parece solucionar nada, y que Noah aparezca no hace mucho por arreglar las cosas. Pero Juliette decide apartar (al menos de momento a Noah) y averiguar que significa esa visita de Avery, así que va a la habitación de Zoey para verle, no sin antes despedir a la corista (te pasaste de lista con Juliette, chica). Allí, le da dos opciones: o que se involucre totalmente o que no lo haga en absoluto, porque no quiere que la cosa siga como hasta ahora. Avery reacciona, y decide cambiar de actitud hacia Juliette, pero no toma ninguna de las dos opciones que le dió la rubia. Decide perdonar a Juliette, dejar de comportarse así con ella y criar a su hijo, pero no volver a ser pareja, ya que aún no ha recuperado la confianza en ella. Pero bueno, es un primer paso, todo se andará. Lo que si decide Juliette es dar una pequeña rueda de prensa y anunciar que está embarazada y que Avery es el padre.

Will y Layla siguen con sus problemas, y aunque Will intenta que Layla deje de convertirse en un intento de alcohólica, de momento no lo está consiguiendo. Gunnar mientras tanto tiene que lidiar ahora con ese hijo que le ha salido (y que yo sigo sin creerme que sea suyo), y al que no quiere renunciar así como así ya que es la única familia que le queda, así que, aconsejado por Scarlett, decide pasar tiempo con el. Tiempo del que disfruta, y le pide a Kiley que se queden durante un tiempo al menos, para así poder darle algo de estabilidad a Micah. Kiley finalmente acepta, pero justo en ese momento llega Zoey y se encuentra con todo el percal. Seguro que no se lo va a tomar bien.

Y Scarlett ha intentado acercarse a Terry, el mendigo con el que se encontró en el episodio anterior, para agradecerle que le ayudara a terminar la canción. Pero Terry solo aceptará su gratitud si a cambio puede hacer algo por ella, así que le limpia los canalones de la casa de Deacon mientras ella le lava la ropa y le hace la cena. En la ropa encuentra una foto de la familia de Terry, pero a este no le gusta demasiado hablar de su pasado, y acaba marchándose enfadado.

En definitiva, un buen capítulo que pone las cosas muy interesantes de cara a los CMA. Seguro que nos vamos a divertir. Esta semana no hemos tenido capítulo porque han tenido lugar los verdaderos CMA, pero para la semana que viene ya tendremos a la serie  de vuelta.


Reacciones: 

Related

Series 7602064334882502957

Síguenos

.

Translate

Ganador en la categoria Cine y TV de los Premios 20 Blogs 2013

Premios 20Blogs

Miembro de la junta de los 'Blogos de Oro'

Con la tecnología de Blogger.

Lo + leído de la semana

+ secciones


Seguidores

Territorio Podcast

ATMÓSFERA CERO PODCAST - EPISODIO 81

Archivo del blog

item