loslunesserifilos

Review The Good Wife 6x07: Message Discipline

Esto es un suma y sigue. Si en el capítulo pasado nos dieron un pequeño y divertido respiro con ...


Esto es un suma y sigue. Si en el capítulo pasado nos dieron un pequeño y divertido respiro con todo el asunto de Call me maybe, esta semana han vuelto a las andadas. A los capítulos que arrancan a tope desde el minuto uno. Las piezas se siguen moviendo por el tablero y la cosa parece cada día más complicada y enrevesada para nuestros personajes. A partir de aquí, spoilers.
Hoy voy a empezar hablando de Finn Polmar, personaje que llegó en el peor momento para Alicia y que sin duda se está convirtiendo en un gran amigo de la abogada. Pero a la vez es esa mosca cojonera, ese grano en el culo que ni Cary, ni Diane quieren ver, ya que no hace más que encontrar la forma de complicar el caso de Cary, con ayuda de Castro que no para de obligarle a seguir buscando cualquier resquicio que les pueda ayudar a fastidiar. Esta vez parece que la cosa vuelve a ponerse realmente seria, pues todo indica que Cary ayudó a Bishop cuando trabajaba en la fiscalía. Ante esta acusación Cary no dice ni mu, lo que hace que salten las alarmas sobre su posible culpabilidad.

vlcsnap-2014-11-07-15h46m14s0

Me parece curioso como están jugando tanto con el tema que, al menos a mi, me está llevando a tener momentos de duda sobre Cary. A ver si al final va a tener algún trapo sucio de verdad. Luego nos damos cuenta de que no, que todo son suposiciones y coincidencias muy inoportunas. Y también que Cary es en el fondo un buenazo y no dice nada porque no quiere llamar a Peter Florrick a testificar. Kalinda le dice que se deje de chorradas y que le cite, pero por supuesto, no iba a ser tan fácil.
Ha habido algún que otro cambio en la oficina del gobernador, entre ellos la entrada de Ramona, una nueva abogada y amiga de los Florrick que necesitaba trabajo (ya la vimos en otro capítulo). Tenemos a la nueva Alicia. Una abogada que lleva mucho sin ejercer, que se ha dedicado a su familia hasta que se ha divorciado y se ha visto en la necesidad de volver a trabajar. Muy curioso ese encuentro con Alicia. Hace un tiempo ellas eran el mismo tipo de mujer, con el mismo estatus y las mismas expectativas de futuro. Ahora Ramona debe de empezar de 0 y quien dice que no acabe teniendo tanto éxito como nuestra protagonista. De momento ya ha empezado bien, demostrando que es buena en lo suyo y que va a proteger los intereses del gobernador. Así que gracias a ella la citación de Peter se anula, por tanto Cary sigue en graves problemas.
Qué desesperación, ver que algo que no puede ser cierto cada vez parece más dificil de rebatir. Y lo peor es que Cary parece un poco a por uvas.
No sé si será la desesperación, el cansancio de que, día sí y día también, le surja un problema o qué se yo, pero parece más centrado en mandarse mensajitos con Kalinda que en otra cosa. Esa prohibición de estar juntos le debe estar quemando por dentro, pero por lo menos atiende cuando estés en tu propio juicio ¿No?
Kalinda al menos parece más concentrada, aunque esta distancia con Cary no le guste, pero se mueve y consigue cosas. Con su ya conocida habilidad termina descubriendo donde está el testigo desaparecido que sería clave para que Cary se librara ya de todo este asunto.

vlcsnap-2014-11-07-16h06m31s139

Pero el destino, o la mala leche de los King, ha impedido el final feliz y el rizo solo se ha rizado más. El testigo en cuestión muere en un oportuno accidente de tráfico, así que volvemos al punto de partida. Cary sigue bien hundido en la mierda y nosotros tenemos que seguir sufriendo con él y por él. Empiezo a preguntarme cómo narices va a acabar todo esto, porque Bishop es tan poderoso que se puede cubrir las espaldas y Cary, por el contrario, cada vez tiene más obstáculos y complicaciones en este asunto.
Esto es un fastidio para el pobre abogado y para el bufete, pero Diane al menos se está dejando la piel. No tanto como Alicia, que si bien aprecia mucho a Cary a pesar de las diferencias, con su nuevo estatus de política le conviene más apartarse de él. Es un consejo que le da Polmar, porque sabe que está metido en un asunto cada vez más turbio. Así que Alicia se dedica a desearle buena suerte desde el cristal. Ay, qué sucia es la política, pero lo peor es que estas cosas son ciertas y estar cerca de un tipo implicado en asuntos de drogas podría afectarle.
Pero bueno, no solo vemos las miserias de la política con este asunto. Alicia lleva unas sermanas en el limbo, le han hecho creer que es la p**ta ama del lugar, que la victoria es suya y claro, cuando empiezan a correr rumores de que se va a presentar un nuevo candidato- Frank Prady (David Hyde Pierce, Frasier)- pues se queda bastante chafada. Sobre todo porque este nuevo candidato es alguien famoso, con fans, muy mediático y que seguramente gane. Ahí es nada.

vlcsnap-2014-11-07-15h45m54s57

Eli y Johnny convencen a la Florrick para que le pida su apoyo y así tantear el terreno, una cosa que empieza siendo una tontería y al final se va complicando más y más. Alicia no es buena pidiendo cosas. Tremendo momento el de las políticas para frenar la violencia hacia los ancianos. Y tampoco se luce mucho en una entrevista que le hace el posible candidato en la que ella está tensa a más no poder y él le hace las preguntas más tramposas. Vaya, vaya, la candidata perfecta se ha desinflado un poquito. Esto es bueno, un golpe de realidad en toda regla, para que no se relaje. Finalmente el candidato se presentará, así que la competición se pone muy interesante.
Para terminar, un último comentario sobre Finn Polmar, que como decía, tiene doble papel esta temporada. El de enemigo y el de amigo. Bueno, amigo y quien sabe si algo más. Sigo pensando que tanto quedar para tomarse una copita en un bar al final llevará a algo más. Y además, entre Alicia y él hay ya cierta complicidad. Finn ha demostrado ser bastante fiel a su amiga y a sus principios, así que cuando el imbécil de Castro le presiona para que siga centrándose en fastidiar a Cary porque sí, Polmar corta por lo sano y deja la fiscalía. Casualmente quiere abrir su propia firma y necesita un lugar. Y casualmente Alicia tiene toda una planta para alquilar. 
Ahora sí que sí, eso de verse todos los días en el mismo edificio, compartir ascensor, etc. Puede dar mucho juego. Y también será curioso que dos bufetes estén juntitos, seguramente alguna vez enfrentados en los tribunales y siendo buenos vecinos después. Vamos a tener Polmar para rato por lo que parece y por mí encantada.

vlcsnap-2014-11-07-16h07m09s8 - copia

Todo esto me hace preguntarme dónde han ido a parar Lockhart Gardner & Canning (si es que se sigue llamando así). No quiero que estén tan fuera del mapa, echo de menos los comentarios ácidos e incisivos de David Lee. Espero que pronto sepamos algo de ellos.

En definitiva, otro capítulo que nos deja detalles muy divertidos y nos abre caminos interesantes. ¿Que pasará con Polmar y su nueva firma? ¿Conseguirá Alicia acortar distancias con su nuevo rival? ¿Saldrá Cary de una vez de todo este lío? Y a saber qué más nos cuentan en los próximos capítulos, que ya sabemos de sobra que la maquinaria de The Good Wife nunca para, siempre hay un nuevo lío que deshacer o del que salir. Y eso es lo que hace grande esta serie.





Reacciones: 

Related

The Good Wife 3700229970256757056

Síguenos

.

Translate

Ganador en la categoria Cine y TV de los Premios 20 Blogs 2013

Premios 20Blogs

Miembro de la junta de los 'Blogos de Oro'

Con la tecnología de Blogger.

Lo + leído de la semana

+ secciones


Seguidores

Territorio Podcast

ATMÓSFERA CERO PODCAST - EPISODIO 81

Archivo del blog

item