loslunesserifilos

Crítica: Pompeya (2014), de Paul W.S. Anderson

Hoy he tenido la oportunidad de acudir al preestreno de Pompeya.  Aquí os dejo mi crítica y, co...

Hoy he tenido la oportunidad de acudir al preestreno de Pompeya. 

Aquí os dejo mi crítica y, como es habitual, SIN spoilers.

¡Disfrutad! :).




Pompeya es una película dirigida por Paul W.S. Anderson y estrenada en los cines en 2014 que nos trae la historia de Milo (Kit Harington), un joven esclavo que, finalmente, decide convertirse en gladiador. Mientras ve como todo su mundo se derrumba, éste tendrá que encargase de impedir el matrimonio entre su flamante amor Cassia (Emily Browning) y su contrincante Corvus (Kiefer Sutherland).





Podría decir muchas cosas sobre este filme (y todas malas). No obstante, esta vez, me toca tragarme mis palabras, ya que es una cinta que me ha gustado bastante, a pesar de la poca calidad cinematográfica que posee. 


En primer lugar, cabría discutir el hecho de que nos encontramos ante la adaptación de un evento que sucedió hace miles de años. Debemos de ser conscientes de que llevar este tipo de situaciones a la gran pantalla no es tarea fácil y, obviamente, se necesitan muchas horas de preparación (aunque sea dándole un simple 'click' al ratón de un ordenador). 


En general, la película es un proyecto fresco al más puro estilo Anderson. Simplemente, te encantará si te gustó su adaptación de Los Tres Mosqueteros (2011). Anderson no es que sea el mejor director del mundo, sin embargo, sabe lo que quiere y la gente tiende a juzgar sus obras mediante aspectos demasiado técnicos. Pienso que, realmente, no se han dado cuenta de que el cine de Anderson es un tipo de cine mucho más rico en acción y efectos especiales/visuales que en guión o trama, en sí. 






En cuestión de actores, se deben destacar las interpretaciones de Emily Browning, la cual está soberbia como Cassia, a pesar de que, a veces, puede llegar a ser la típica niña mimada, cursi y consentida de papaíto y la de Kit Harington. Con éste último no he podido evitar ver a John Nieve (Juego de Tronos) durante las casi dos horas de película. Y es que a este tipo de actores cuando ya se les encasilla, es imposible que salgan de ese agujero tan fácilmente. 


El resto de los miembros del reparto también poseen su gran importancia. No obstante, muchos de ellos, como Kiefer Sutherland, quien interpreta al malvado Corvus, es mejor que no participen en estos filmes y se queden en grandísimas series como 24 Horas, ya que como generales romanos, entre otras cosas, no sirven de mucho y son poco creíbles. Simplemente, no le llega ni a la suela del zapato a Joaquin Phoenix, quien interpreta a Commodus en Gladiator. Eso si, intenta, de veras, hacer ese esfuerzo.


La banda sonora me ha resultado escueta y, a su vez, el vestuario me ha parecido bastante pobre. De nuevo, nos encontramos ante una barata imitación de Gladiator o 300, a las cuales no llegan a superar, pues estamos ante esclavos y romanos llevando trajes de plástico malo al más puro estilo Barbie y Ken. Más falso y superficial imposible. 


Finalmente, no todo el monte es orégano y deberíamos hacer extremo hincapié a los efectos especiales/visuales, pues son lo que más destaca de la película, a pesar de que, a veces, pecan de ser demasiado poco realistas. Es lo que se conocería, vulgarmente, como: "se han pasado con el ordenador".





En resumen, Pompeya es un proyecto novedoso y carismático que destaca, más bien, por su faceta ligada al entretenimiento fácil (podría considerarse otro gran 'guilty pleasure': típica película mala pero que, en el fondo, ya solo por su entretenimiento te acabas enamorando de ella), pero que, respecto a la trama y el guión, entre otras cosas, deja muchísimo que desear. Volvemos a estar ante otro gran 'blockbuster' americano, el cual no nos disgustaría ver una tarde en nuestras casas con palomitas. No obstante, la mayoría nos negaríamos a pagar, tan siquiera, dinero para ir al cine a verla porque, sinceramente, no merece la pena y hay películas muchísimo mejores.


-------------------


LO MEJOR: la actuación de Emily Browning, los caballos (tienen una gran importancia durante el metraje) y los efectos especiales/visuales.


LO PEOR: Kit Harington (acaba aburriéndote de lo cansino que puede llegar a ser), algunos movimientos de cámara, así como irregularidades en los planos, lo predecible que puede llegar a ser la película, su constante imitación a 300 y Gladiator y, por último, lo pobre que es, en cuestión de guión, así como lo surrealista que pueden llegar a ser ciertas secuencias. 


NOTA: 7,5/10


Reacciones: 

Related

Pompeya 1873887603063961234

Síguenos

.

Translate

Ganador en la categoria Cine y TV de los Premios 20 Blogs 2013

Premios 20Blogs

Miembro de la junta de los 'Blogos de Oro'

Con la tecnología de Blogger.

Lo + leído de la semana

+ secciones


Seguidores

Territorio Podcast

ATMÓSFERA CERO PODCAST - EPISODIO 79

Archivo del blog

item