loslunesserifilos

Matthew McConaughey: del novio de América a su siniestro ex

"No voy a seguir haciendo lo mismo una y otra vez . Estuve leyendo guiones de comedias r...




"No voy a seguir haciendo lo mismo una y otra vez. Estuve leyendo guiones de comedias románticas y me gustaban, pero quería hacer algo que me asustara un poco. El primer paso fue decir 'no' a esos guiones. Me pasé seis meses diciendo 'no' y luego un año sin hacer nada. Pero de repente, pasó algo. Empecé a recuperar el anonimato y eso me vino genial porque [el director] William Friedkin me llamó para proponerme 'Killer Joe' y Steven Soderbergh me ofreció 'Magic Mike'", confiesa Matthew McConaughey en la publicación Time Out London.

Al igual que en la vida real, la carrera de actor te propone acertijos conforme avanzas por su engañosamente aterciopelado camino. Matthew McConaughey pudo ser en ese momento la persona que lleva años trabajando pero teme dejar su puesto (más aún con lo codiciado que es un salario en estos tiempos que corren) y tratar de cumplir su sueño haciendo lo que realmente ama. McConaughey fue más humano que cualquier papel que haya realizado ante la gran pantalla cuando se plantó y rechazó lo fácil, vacuo y estéril aunque tremendamente eficiente, haciendo oídos sordos a los cantos de sirena de un coro de ceros que podrían pasar a engrosar su cuenta corriente. Matthew nos trae una enseñanza sobre la propia vida, porque el dar un paso atrás para recular y verlo todo desde una nueva perspectiva no tiene por qué ser tildado de maniobra cobarde, asustarse no es malo sino una reacción natural y realista, se requiere todo el coraje que podamos encontrar en cada poro de nuestra piel. Y él lo tuvo. Vaya que si lo tuvo.


McConaughey debutó en 1994 con la decepcionante secuela de un clásico del cine slasher de terror : 'La matanza de Texas: La nueva Generación'. El resto de los años 90 llegaron al buzón de su domicilio en forma de guiones interesantes, centrados en el drama pero abordándolo desde diferentes matices y puntos de vista lo que le daba la oportunidad de lucirse.

Sería el temido año 2000 que no asoló el mundo con su supuesto y pronosticado final, pero si arruinó parte de la carrera de McConaughey haciendo que a pesar de que rodase otros proyectos interesantes sólo pudiésemos desde entonces imaginarlo co-protagonizando una comedia romántica con la chica de moda de turno (véase Jennifer López en 2001, Kate Hudson en 2003, Sarah Jessica Parker en 2006,de nuevo Kate Hudson en 2008 y Jennifer Garner en 2009, donde cerraba con un punto (y final?) su etapa ahuyentando a ‘Los fantasmas de mis exnovias’ e irónicamente a los personajes que no le daban pie para exhibir algo más allá que una sonrisa encantadora y una mueca triste a la espera de una reconciliación).


Ese fue el momento en que McConaughey presionó el botón del autobús para bajarse en la siguiente parada. Pero volvió. Corría el año 2011 y el regreso de Matthew fue a lo grande con el estreno de tres películas (un rol más secundario y testimonial en ‘Bernie’) y sendos papeles protagonistas en ‘Killer Joe’ y ‘El inocente’, que le devolvieron el crédito que había perdido en uno de los inumerables trajes de galán de comedia romántica tras echarlo a la lavadora. McConaughey pasó de cortejar a EEUU llevándole  bombones a sumergirse en el fango (algo verídico viendo su aspecto en 'Mud') y aceptar el mayor reto de su carrera.

Por su parte, 2012 se presentó ante nosotros con otra remesa de McConaughey compuesta por 3 nuevas películas de estreno, a saber: 
como secundario en la difícil de definir ‘El chico del periódico’ y la cumplidora y atrayente ‘Magic Mike’ de Steven Soderbergh, destacando su papel protagonista en ‘Mud’. En ésta última comenzaría a exhibir una impactante bajada de peso al mismo tiempo que compartiría los entrantes con su nuevo y bienvenido compañero de viaje: el drama independiente, con el que repetiría en 2013 con la notable ‘Dallas Buyers Club’ acompañado de un sorprendente Jared Leto y mediante un filme que supuso su esperado y merecido reconocimiento en forma de premios (Globo de Oro, Critics Choice y el Premio Gotham, todos al Mejor Actor). 

Además, la espera para la tercera entrega del Matthew 2.0. no se prolongará demasiado, porque McConaughey ha sido confirmado como el protagonista de lo nuevo del polémico director Gus Van Sant titulado ‘The Sea of Trees’ (en la que interperta a un norteamericano que busca suicidarse y acude a un bosque japonés famoso por las personas que acuden a quitarse la vida, encontrándose con el misterioso personaje interpretado por Ken Watanabe). Por si fuese poco, el actor brilló con luz propia frente a su principal rival en el sprint final hacia el Oscar gracias a ‘El lobo de Wall Street’ con una pequeña aparición que no obstante agradecimos y acunamos entre nuestras manos como un sediento niño africano que no quiere perderse ni una gota de ese preciado elixir.

Ya en 2014, se cumplen 20 años de su debut fílmico y tras haber lanzado a las taquillas hasta 30 películas (buena parte de ellas copando el protagonismo) Matthew sigue deleitándonos con sus dotes interpretativas: esta vez la escena del crimen es una interesantísima producción que lleva la firma de la HBO y que bajo el nombre de ‘True Detective’ nos muestra a lo largo de 8 episodios la perspectiva más noir y existencialista del género detectivesco, una suerte de ‘Seven’ repartido en pequeñas dosis que podemos degustar y paladear saboreando los matices de cada diálogo y cada plano.

Por cierto, mientras leías este artículo quedarán 5-10 minutos menos para el estreno de la esperadísima ‘Interestellar’ del genio y prestidigitador Christopher Nolan, donde McConaughey compartirá plano con un elenco demasiado prometedor como para perdérselo (Jessica Chastain, Anne Hathaway, Casey Affleck, Matt Damon, Michael Caine…). Además, son precisamente 5-10 minutos los que deberías dedicar cada día a pensar si realmente estás cumpliendo tu sueño y haciendo lo que realmente amas porque como bien afirma el personaje de McConaughey en ‘Dallas Buyers Club’: “siento como si estuviese peleando por una vida que no tendré tiempo para vivir”. Deja de pelear contra ese aguerrido reptil al que se le regeneran las cabezas por duplicado al rebanarle una y comienza a vivir, porque el hiperactivo minutero del reloj amenaza desde nuestro alumbramiento pendiendo sobre nuestras cabezas. Tic tac, tic tac, tic tac…
Reacciones: 

Related

True Detective 3182433146035859753

Síguenos

.

Translate

Ganador en la categoria Cine y TV de los Premios 20 Blogs 2013

Premios 20Blogs

Miembro de la junta de los 'Blogos de Oro'

Con la tecnología de Blogger.

Lo + leído de la semana

+ secciones


Seguidores

Territorio Podcast

ATMÓSFERA CERO PODCAST - EPISODIO 81

Archivo del blog

item