loslunesserifilos

Crítica: Ismael (2013), de Marcelo Piñeyro

Hola. Me llamo Santi. Tengo 46 años y Mario Casas me parece muy buen actor. Supongo que todos ...


Hola. Me llamo Santi. Tengo 46 años y Mario Casas me parece muy buen actor. Supongo que todos estaréis ahora aplaudiendo y diciendo "Hola Santi", "Te queremos", "Animo" y esas cosas que se dicen en las reuniones de adictos. "Ismael" es mucho más que Mario Casas, pero la polémica que suscita su carrera con esa legión de fans enfrentada a las huestes de sus detractores, me obliga de alguna manera a empezar destacando su soberbia interpretación. Una más. Que en tan breve espacio de tiempo se haya metido en la piel de tres personajes tan diferentes como los de "La mula", "Las brujas de Zugarramurdi" y este de "Ismael", y que además los haya resuelto con muy buena nota, empieza a dejar sin argumentos a aquellos que buscan la menor ocasión para repartirle estopa de la buena. Me parece este un buen momento para recordar que, en los nuevos Premios Feroz, Mario Casas está nominado en las dos categorías de interpretación masculina: como mejor actor principal por "La mula" y como mejor actor secundario por "Las brujas de Zugarramurdi". Y estos premios están creados por la Asociación de Informadores Cinematográficos de España que, digo yo, que algo de cine habrán visto.


"Ismael" es la última película del director argentino Marcelo Piñeyro ("Plata quemada", "El método" o "Kamtchtka" entre otras) y nos cuenta el viaje que hace un niño de diez años desde Madrid a Barcelona para conocer a su padre biológico. Con un guión muy bien elaborado para el desarrollo de una historia ciertamente interesante que transcurre en 24 horas, la película va de menos a más. En el primer tramo de la película hay diálogos que parecen fingidos, demasiado forzados lo que incrementa la sensación de que se están presentando situaciones poco verosímiles. Además hay un exceso a la hora de remarcar todo eso con imágenes explícitas que resultan innecesarias (como cuando Belén Rueda le coge la mano a Mario Casas en la cocina y nos lo muestran en un primer plano poco justificable y redundante). Pero conforme pasan los minutos las relaciones empiezan a ganar en credibilidad, todo empieza a fluir y el tiempo de metraje pasa como en un suspiro.


Al interés que suscita la historia principal y los ramales que de ella nacen, se añade el excelente trabajo interpretativo de todo el elenco. Marcelo Piñeyro ya destacó por su faceta de director de actores en "El método", donde realizó un gran trabajo con algunos de los más importantes actores de nuestro panorama cinematográfico (Eduard Fernández, Ernesto Alterio, Adriana Ozores, Carmelo Gómez...) y vuelve a repetir en esta ocasión con Belén Rueda, Sergi López, Mikel Iglesias, Mario Casas y Juan Diego Botto, además de la debutante Ella Kweku" y, sobre todo, Ismael, interpretado por Larsson do Amaral, un niño de ocho años que se desenvuelve con inusitada naturalidad.

Termino con tres buenas razones para disfrutar de esta película aparte de lo ya comentado. La banda sonora de Javier Limón es exquisita, se adapta perfectamente a la historia y sus imágenes y nos hace celebrar con alegría su incorporación al mundo del cine. Y dos escenas de entre las muchas que cargan de emoción "Ismael": Sergi López en el piano contándole su historia a Belén Rueda. Y la de la comisaria con Belén y Mario acompañados por Mikel Iglesia.

Lo mejor: Las interpretaciones, la historia y las diferentes relaciones que genera.

Lo peor: Que al principio tanto las imágenes como ciertos diálogos se empeñan en mostrar más que sugerir.

NOTA: 8/10

Reacciones: 

Related

Opinion 5049327556810619372

Síguenos

.

Translate

Ganador en la categoria Cine y TV de los Premios 20 Blogs 2013

Premios 20Blogs

Miembro de la junta de los 'Blogos de Oro'

Con la tecnología de Blogger.

Lo + leído de la semana

+ secciones


Seguidores

Territorio Podcast

ATMÓSFERA CERO PODCAST - EPISODIO 81

Archivo del blog

item