loslunesserifilos

Review Agents of SHIELD 1X02 - "0-8-4"

¡Buenas tardes amigos! En primer lugar, os pido disculpas por esta dilatada ausencia, creo qu...


¡Buenas tardes amigos! En primer lugar, os pido disculpas por esta dilatada ausencia, creo que tenía merecido un descanso, sobre todo para reponerme del vacío que ha dejado en mi la clausura de “Breaking Bad”. Pero aparte de eso, y como comenté en la review del piloto del pasado 28/09/2013, fui secuestrado por un equipo de élite que semana a semana consigue mayor target de audiencia: Marvel,s Agents of SHIELD.

No es de extrañar, ya que como sabréis todos los que hayais podido ver ya este segundo capítulo, semana a semana se va creciendo en la dimensión de los personajes y se nos muestran sorpresas muy agradables (¡Nick Fury!) que enganchan a la audiencia. Por supuesto que os contaré todas las vicisitudes de mi secuestro y cautiverio, pero sin más dilación vamos con la review de “Marvel,s Agents of SHIELD-1X02- 0-8-4”. ¡Empezamos!

Tras el salto, SPOILERS


Tras el interrogatorio de Romanov, fui confinado en una celda de máxima seguridad. Tenía la impresión de que más acontecimientos tendrían lugar a continuación, ya que la entrevista que me hizo “La viuda negra” no creo que fuese muy satisfactoria para los SHIELD, ya que no solté prenda. La amalgama de suciedad que cubría la puerta se desprendió al abrirse ésta y una silueta emergió de la luz del pasillo: El Agente Coulson.

Aunque lo primero que me dijo fue “no estaba muerto, sólo estaba de parranda”, una intensa señal acústica frenó el discurso que se disponía a soltarme. Este molesto sonido estaba acompañada por una luz roja de alerta intermitente, y un mensaje difundido a través de los altavoces que decía: “Tenemos un 0-8-4”…

¿Qué es 0-8-4? Me pregunté yo, al igual que el resto de televidentes de este capítulo al que el intrincado número da nombre. Joss Whedon, fiel a sus redundantes explicaciones, (como ya vimos en el piloto con las siglas S.H.I.E.L.D.), nos lo explica a través del icono de la serie, el Agente Coulson:

“Un 0-8-4 es una emergencia a la que debemos acudir para evaluar el grado de riesgo que entraña un objeto desconocido que acaba de encontrarse. ¿El último? El último fue un martillo” (haciendo referencia, cómo no, al de Thor).

Pero antes de eso, encontramos una intro al más puro estilo “Battle Star Galactica”. Un comienzo “in media res”, donde vemos cómo el avión SHIELD se desestructura y Coulson se encuentra, una vez más al borde de la muerte (¿o ya está muerto?)
Esta última pregunta, me temo que no la resolveremos antes del final de temporada, o hasta que el equipo acuda a “ese lugar mágico”, que tanto menciona Coulson, claro está, si el humor Whedon nos permite llegar hasta ahí, que en este capítulo contraataca en forma de la crisis de los 40 para el agente Coulson.

Pasamos la cortinilla y nos situamos 19 horas antes del accidente, con Skye llegando a lo que ya conocemos como “La catapulta”, donde mora el avión SHIELD, a bordo de su furgoneta, y hasta ahora, casa. Skye, a duras penas, se separa de ella pero el plano es generoso con nosotros y volvemos a ver a “Lola” (cómo me gusta ese coche).

Paralelamente, al igual que en el piloto, el agente Ward continúa mostrando sus reservas para acoger a Skye e integrarla como parte de su equipo. Coulson, fiel a su carácter transgresor, justifica que todas esas reservas son precisamente las que le motivan a reclutarla para mejorar el equipo. Mientras, Skye es recibida a su llegada por los “nerds” Fitz- Simmons que facilitarán su integración y alojamiento. 

Tras ellos, volverá a cruzarse con Ward, que sigue sin tragarla (¿puede haber ahí una tensión sexual no resuelta?) y el gran jefe Coulson, que la pone al día sobre el “0-8-4”, utilizado como Cliff-hanger al final del anterior episodio, y que les pondrá rumbo a Perú.
Una aventura interesante la que viviremos, que además, tiene como aliciente que al tratarse de un país hispano, el agente Coulson se comunicará en español, algo que para los seguidores de la versión original se agradece. Coulson explica a Skye al llegar a tierra, que su trabajo consistirá en traicionar todos los principios que albergaba hasta ahora, creando una “nueva realidad” que sea fácilmente consumible para la gran masa y les permita seguir encendiendo la televisión mientras viven tranquilos en sus casitas. El bueno de Whedon, viene a decirnos que el grupo terrorista que aquí se muestra y del que Skye es militante, “Marea Creciente”, es el sustitutivo del real Wikileaks, a los que se demoniza hoy en día tanto en la realidad como en la ficción. Y que SHIELD, no es otra cosa que una organización gubernamental más, poseedora de secretos de Estado y encargada de maquillar o embellecer la realidad. Por suerte, Josh Whedon lo retrata con ironía, a través de una visión que nos permite sacar nuestras propias conclusiones.

Tras examinar el “0-8-4”, que se encuentra en la gruta de un antiguo templo pre-inca con más de 500 años, 
se dictamina que se trata de un artefacto bomba más potente que un estallido nuclear. En ese momento, un ejército local entra en conflicto por la zona (aparentemente) con los SHIELD y vemos el primer momento de acción del capítulo. Ward pone en marcha aquellas habilidades con las que ya nos deslumbró al principio del piloto, y aparece mi personaje favorito de la serie: Melinda May.


Me da la impresión de que no pudieron convencer a Scarlett Johanson para hacer de su viuda negra, y metieron a la genial Ming-Na Wen como sucedáneo, en el papel de un agente de oscuro pasado, que en este capítulo ya conocemos como “La caballería”. No sólo me encanta por la excelente interpretación de Ming-Na, sino porque es enigmática, porque nos preguntamos por qué dejó el trabajo de campo, quién era antes para que Coulson confíe tanto en ella, porque tiene unas impresionantes habilidades marciales y armamentísticas, no tiene miedo, es el piloto de la nave, y todo ello lo hace enfundada en un traje de cuero súper sexy. Ward y May combaten contra los peruanos, hasta que su líder se persona, y la cosa pasa a ser un diálogo entre jefes, a saber. Coulson y Camila Reyes.

Ambos protagonizan un subtexto que deja entrever que tienen un pasado común (¿quizás amor en Tahití?),
lo que hace que Coulson confíe en en ella y le de acceso al artefacto explosivo y asilo en su avión. Debemos considerar que Perú es una zona de guerrila, por lo que los rebeldes supondrán otro problema para nuestro equipo. Ward arranca el artefacto de la pared y con tecnología SHIELD provoca una importante onda expansiva que mitiga a parte de los rebeldes, sin embargo, deberán seguir luchando para poder llegar al avión y encontrarse a salvo. Sin embargo, no todos los componentes son “armas de asalto” por lo que algunos como los “nerds” o Skye no reaccionan muy bien psicológicamente al tiroteo y protagonizan una disputa con Ward, donde Skye advierte que este equipo “acaba de echar a andar”.

Skye intenta una cita de conciliación con Ward, para lo que lleva, algo que siempre funciona en estos casos, una botella de alcohol. Sin embargo, Ward no se fia de los peruanos, que en ese momento harán estallar un motín a bordo del avión. Esta es una estrategia similar a la de Javier Bardem en “007: Skyfall” o a la que urden con Hulk en “Los vengadores”. 
Nueva escena entre Coulson y Camila reyes, donde esta utiliza todas sus armas de mujer, pero Coulson, que puede ser muchas cosas, menos tonto, se da cuenta y comienza la lucha. Un gas es suficiente para incapacitar a Melinda May, con lo que los peruanos toman el control de la nave. En este punto sabemos que el extraño artefacto, es una bomba encargada por los peruanos a los nazis, que, al acabar la segunda guerra mundial, escondieron en la otra parte del mundo, y que actualmente los militares necesitan para acabar con los rebeldes. Una bomba que había estado perdida durante años en la selva… hasta ahora.

Pero los peruanos cometieron el error más grave… no matar a Melinda May, y mucho peor, enfadarla. May, o “la caballería” se las ingenia para abrirse la muñeca, quitarse las esposas y liberar a los demás. Una vez hecho esto, el equipo, esta vez sí como un verdadero equipo se pone en marcha para recuperar el control de la nave. Para ello, provocan una explosión en el interior del avión que viene a enlazar con la intro que habíamos visto. Como no hay 2 sin 3, vemos el tercer momento de acción del episodio en un desenlace frenético donde May vuelve a pelear en cabina para recuperar el control, Skye consigue inflar la típica lancha de rescate amarilla en colaboración con Ward que tapona el agujero ocasionado por la explosión, in-extremis. Aquí vemos un elemento de “siembra y cosecha” a nivel de guión ya que Skye pone un posavasos en la mesa, tal y como le indicó al principio del capítulo Coulson, simbolizando que pese a sus reservas, ya se encuentra totalmente integrada y convencida en el equipo. El capítulo acaba con Ward reconociendo que Skye es más valiosa de lo que él pensaba, destruyendo el terrible artefacto explosivo enviándolo al espacio, con la comunión del equipo y el reconocimiento del jefe y un Cliff-hanger de Skye, que se muestra como un agente doble aún inmersa en Marea Creciente.

Debo reconocer que Josh Wedon hace un esfuerzo en este capítulo por profundizar aún más en los personajes y las relaciones que se establecen entre ellos, lo cual es un acierto. Se mantienene los niveles de calidad visual estética y de efectos especiales, así como los niveles de acción, mayores que en el piloto que aportan una sensación de dinamismo que hace que un capítulo de 41 minutos dé la sensación de durar 10 minutos. Creo que una buena idea, quizá sería incluir capítulos a modo de flashback para descubrir el oscuro pasado de algunos personajes, y continuar con los cameos de personajes relevantes en las películas, como en este capítulo ocurre con la aparición de Nick Fury (Samuel L. Jackson), echándole la bronca a Coulson por hacer un agujero en el avión. Leí por ahí en muchos foros que la gente se reía de algunos como yo, que decían que los personajes de las películas harían cameos en esta serie. A todos aquellos que se rieron les dedico este post, y les digo… “¡zas, en toda la boca!”

Si os ha gustado, mañana volvemos con una nueva entrega de “Marvel,s Agents of SHIELD”.

“¡No cambies de canash, mañana más!” by @Dirtyharryyy.
Reacciones: 

Related

Series 1770366765990310808

Síguenos

.

Translate

Ganador en la categoria Cine y TV de los Premios 20 Blogs 2013

Premios 20Blogs

Miembro de la junta de los 'Blogos de Oro'

Con la tecnología de Blogger.

Lo + leído de la semana

+ secciones


Seguidores

Territorio Podcast

ATMÓSFERA CERO PODCAST - EPISODIO 81

Archivo del blog

item